Agosto 11, 2015

Lo que ves es lo que es

“Se hará con ustedes de acuerdo a su fe.”1

Ya sea para bien o para mal—nuestras creencias es lo que da forma a nuestras vidas. Esto es especialmente verdadero en lo que a nosotros se trata.

En la vida no vemos (y creemos) en las cosas como son más las vemos desde nuestro punto de vista. Y la forma en la que nosotros vemos las cosas depende largamente en cómo nos vemos a nosotros mismos. Si nos vemos y pensamos que somos cariñosos así es como actuaremos y atraeremos al amor hacia nosotros. Si nosotros creemos que somos capaces y tenemos integridad, podemos alcanzar grandes y nobles metas en nuestras vidas.

Por otra parte, si creemos que no somos cariñosos, actuaremos de acuerdo a ello aun cuando es una mentira. Esto es, actuaremos de tal manera que nos rechazaremos a nosotros mismos, y haremos que sucedan las cosas que tememos.

Conozco a un hombre que cree que no es muy inteligente porque no tiene una carrera universitaria, pero él es muy inteligente y perspicaz. Pero ya que él cree esta mentira sobre sí mismo, se ha hecho trampa a sí mismo con lo que él podría haber alcanzado en la vida. Yo creo en la educación pero un diploma no lo hace a uno más inteligente o le da más sabiduría. Hay millones de personas sin educación que son brillantes y hay muchas personas con educación que son unos tontos.

Las mentiras que creemos nos engañan. Como lo dijo Jesús tan acertadamente, solo la verdad los hará libres. Tambien dijo, “Se hará con ustedes de acuerdo a su fe.”

Se sugiere al siguiente oración: “Querido Dios, por favor dame oídos para escuchar las mentiras que me digo a mi mismo y ojos para verlas por lo que son—¡mentiras! Dame el valor para desecharlas para siempre, y así liberarme de su poder sobre mí. Ayúdame a poder ver y dame el valor para ir por el ‘Camino de la Verdad.’ Gracias por escuchar y responder a mi oración. Te agradezco. En el nombre de Jesucristo, Amén.”

1. Mateo 9:29 (NVI).